Skip to content
or

Language switcher

El uso de los derechos electorales para la negociación los derechos forestales comunitarios

forest rights

Souparna Lahiri

A tan solo diez días de las elecciones de la legislatura estatal, los habitantes del bosque en las estribaciones del Himalaya, Terai y Duars del estado este indio de Bengala Occidental, han creado un gran revuelo en medio de la ya cargada atmósfera política.

Aproximadamente 250.000 pobladores de los bosques, que residen en más de 250 pueblos forestales, han hecho una campaña para que los votantes escojan ‘ninguno de los anteriores’ (NOTA, por su acrónimo en inglés) el día de las elecciones. Con esto, quieren protestar y destacar el papel de los principales partidos políticos en no implementar la ley de Derechos Forestales Históricos, que les confiere a los habitantes de las regiones de bosques, derechos sobre sus tierra y sobre los recursos comunitarios.

El sistema electoral de la India, introdujo por primera vez la opción NOTA en 2013. Con esto, las máquinas de votación electrónica además de tener los nombres y símbolos de los candidatos y partidos políticos, ofrecen un botón NOTA par quiénes no quieran votar los candidatos que representan a esos partidos.

forest rights 1 forest rights 2

La Ley de Derechos Forestales, que fue aprobada por el Parlamento indio en diciembre de 2006 y promulgada en enero de 2008, reconoce los derechos de los habitantes del bosque sobre sus tierras y sobre los recursos comunitarios. La Ley tiene disposiciones específicas para conferir y registrar sus derechos con el fin de deshacer el error histórico que se cometió durante el régimen colonial británico, cuando les fueron arrebatados sus derechos a los habitantes de los bosques y el Estado se apropió de los recursos forestales.

Los pueblos forestales y las comunidades que residen en estos pueblos son, históricamente, parte del modelo colonial de manejo forestal de enclave, popularizado e implementado por Dietrich Brandis, el forestal alemán que fuera inspector general de bosques en el gobierno colonial.

Según Lal Singh Bhujel, Coordinador de Uttar Banga Bon-Jan Shramajibi Manch (Foro de pueblos y trabajadores forestales del norte de Bengala), que encabeza el movimiento por los derechos de los aldeanos forestales junto con la Organización de Pobladores del Bosque del Himalaya, «desde 2009 estamos luchando por nuestros derechos legítimos , nuestros derechos constitucionales, pero los gobiernos sucesivos no se han molestado en cumplir sus compromisos. Hemos planteado repetidamente esta cuestión en las elecciones legislativas del Estado en el año 2011, en las elecciones al Parlamento de la India en el año 2014. Todos los partidos políticos nos ofrecieron garantías, pero no pasó nada después de eso”. Esta vez decidimos usar nuestros votos para protestar. Nuestro pueblo desairará a los partidos políticos votando por NOTA, añadió Lal Singh.

Con más de 150.000 votantes de pueblos forestales, repartidos en 14 circunscripciones, una gran votación a favor de NOTA podría cambiar la política electoral en el norte de Bengala y es por eso que los partidos políticos se sienten amenazados, dice Soumitra Ghosh, un activista social y productor de documentales.

«Este es nuestro bosque; nuestras familias, por generaciones han regenerado y alimentado los bosques. Fuimos obreros sin paga, nunca se nos pagó un céntimo, pero aún así protegimos y conservamos este bosque. Los partidos políticos y el Departamento Forestal han confabulado para privarnos de nuestros derechos sobre este bosque. Estamos siendo acosados, detenidos y golpeados por establecer nuestro Gram Sabha (consejo local) de acuerdo con la Ley y en ejercicio de nuestros derechos», dijo un visiblemente enojado Sunder Singh Rava, un joven líder tribal de la aldea del bosque Kurmai, en la división forestal Chilapata[1].

Mientras tanto, a medida que se acerca el día de la elección, la campaña a favor de NOTA gana terreno con las reuniones en las aldeas y las marchas en toda la región. Aparecen más carteles que instan a los aldeanos forestales a votar por NOTA y que exigen la aplicación de la Ley de Derechos Forestales y se distribuyen folletos puerta a puerta.

La campaña electoral paralela de las comunidades forestales en el norte de Bengala para lograr sus derechos sobre sus recursos está creando una tormenta. Un diario local puso un llamativo titular: «Los Terai y Duars tiemblan frente a la ira de NOTA».

[1] Los aldeanos forestales Chilapata están participando actualmente en una iniciativa mundial para evaluar la capacidad de recuperación de conservación comunitaria facilitado por la Coalición Mundial por los Bosques

14 abr, 2016
Posted in Blog, Supporting Community Conservation, Forests, trees and climate change